Tras el genial episodio de la semana pasada en Agents of SHIELD, tocaba afrontar las consecuencias y repercusiones de la traición de Daisy a Coulson y los demás. Con ello arranca el capítulo, con una base de operaciones totalmente devastada por el terremoto que ella misma provocó, y conocemos que Joey y Elena han decidido abandonarles por un tiempo, tras las acusaciones a las que se vieron sometidos y la presión de creerse controlados por Hive. ¿Será éste el fin de los Secret Warriors?

Por su parte, la semana pasada vimos a Coulson cómo quedaba sepultado bajo una pila de escombros, y lo primero que nos dice de él es que se ha roto una pierna, pero en la escena siguiente, está de pie dando órdenes a su equipo, con una única idea, Daisy ha sido controlada, es una de los suyos y van a recuperarla. Eso es lo que me encanta de este personaje, es un grandísimo director de SHIELD, pero a su vez cuida de los suyos.

Una espectacular escena de introducción nos pone con la moral por las nubes para lo que va a venir a continuación. Mientras, Ward/el Enjambre, pasea y conversa tranquilamente con Daisy, demostrando una vez más que dentro de él todavía conviven las mentes y almas que absorvió, dando detalles de Ward, sobre sus sentimientos hacia la joven. Lo que si podemos apreciar, es que la unión entre ambos es total, inquebrantable, al menos mientras el inhumano más antiguo siga vivo.

Por su parte, Fitzsimmons se embarcan, junto a Mack, en una misión en Budapest para contactar con un científico que creen puede revertir la infección parasitaria que tiene controlada a Daisy. Tienen que meterse en una fiesta para tratar de localizarle y pedirle ayuda, algo que, como más adelante veremos sale mal.

Couslon, May y Lincoln emprenden otro rumbo, para buscar a Alisha una inhumana que vimos a principio de temporada, y que contaba con 4 “gemelas” que podía controla. Resulta que ella ya estaba controlada por Ward, así que no duda en matarse para evitar decir dónde se encuentra su líder. Esta secuencia nos muestra la desesperación de Lincoln por recuperar a Daisy, pero finalmente, Coulson acaba apartándole de la misión, por miedo a que Ward acabe controlándole a él también.Precisamente, éste ha ido con su nueva pupila en busca de James, ese tipo que vivía en una caravana en mitad de la nada, y que recibió una visita de nuestros agentes de SHIELD hace unos episodios, y que acabó entregándoles el orbe.

El enjambre es el único que sabe que a esa esfera le falta algo, una pieza que juntos pueden provocar su destrucción. Sabíamos por aquel anterior encuentro que este australiano siempre quiso ser inhumano, y Daisy le da la oportunidad, estallando un cristal terrígeno a sus pies. Los poderes que despierta, son de naturaleza ígnea, calienta objetos y puede hacer explotarlos. Un personaje que parece tiene carisma, y que puede funcionar bien de aquí a final de temporada, pero que no creo que dure más. Curisa su cruzada para encontrarse un nombre adecuado.

En la recta final del episodio todavía nos dejan varios momentos reseñables. Fitzsimmons consiguen contactar con el científico, pero se ven interrumpidos por Temblores, que se lo lleva y amenaza a Fitz con romperle el cuello si no le dejan en paz. Según ella, por fin ha encontrado una familia y no quiere acabar con sus anteriores amigos. Ha habido un instante justo en esa escena donde creí que iba a revelar que realmente no estaba controlada. ¿Tu no?

Jemma se encuentra en otro pasillo a Ward, le vuelven a salir esos recuerdos de odio hacia el ex-Hydra, y éste saca a la vista de la científica a Will, el astronauta perdido en ese planeta donde estaba encerrado el inhumano (lo vimos en el primer tramo de la temporada). Ella acaba disparándole, aunque como vemos, de poco vale.

Una vez con todos a salvo llegamos al final, con la escena del reencuentro entre FIts y Simmons, que sinceramente, como dije la semana pasada, creo que los showrunners de agents of SHIELD nos quieren meter con calzador esa relación y una excesiva importancia. ¿Quién sabe? Igual uno de los dos va a ser la víctima anunciada en episodios anteriores.

¿Será el final de Hydra?

Coulson recibe una comunicación del General Talbot, que le informa de las operaciones que están llevando a cabo contra Hydra, de la que acaba asegurando que le han cortado la cabeza. Curiosas palabras las escogidas, sabiendo que su lema es corta una cabeza y aparecerán dos más..Y concluye este pedazo de capítulo con los inhumanos y su líder llegando a una pequeña ciudad y desvelando para qué buscaban ellos al científico especialista. Quiere que recree el experimento que le creó a él, y por eso ha comprado una ciudad entera, para los experimentos y para alojar a sus inhumanos.

Estamos ya en la recta final de la temporada, y sinceramente, tengo la sensación que de lo que está por venir va a ser espectacular. Por cierto, en el próximo, veremos esa conexión con Civil War. justo un día antes del estreno en cines (en USA, aquí se estrena mañana).


La Frase

Agente May: Haré tu trabajo sucio, Phil, pero no te atrevas a fingir que tus manos están limpias

La Imagen

Coulson se saca un truco de la manga espectacular, como cabría de esperar del director de SHIELD. Además, es un escudo como el de su héroe, el Capitán América. Un detallazo para verdaderos creyentes.

Couslon con un escudo como el del capi