La serie que está llamada a ser el nexo de unión entre los universos cinematográficos y televisivos de Marvel, Agents of SHIELD, arranca su cuarta temporada, tras haber dejado un grupo casi tan roto como el de Los Vengadores tras Civil War, entre sus agentes, después del final de la tercera. Veíamos a una Skye fugitiva, a Coulson y a Mack como agentes de campo y al Dr. Radcliffe hablando con una tal Aida. Varios meses después, ha llegado el momento de desvelar muchas incógnitas, incluída la gran sorpresa del verano: Ghost Rider. Vamos a ello, agente.

A PARTIR DE AQUI, REVIEW AGENTS OF SHIELD S04E01 “THE GHOST” – AVISO, CONTIENE SPOILERS

Primer dato, las audiencias no han sido buenas. Y sinceramente, no lo entiendo. Marvel lo está petando en prácticamente todo lo que hace, y Agents of SHIELD ha sabido madurar y ganarse un hueco muy merecido en la parrilla televisiva. Cierto es también, que la temporada pasada las audiencias no acompañaron, que incluso les cambiaron la hora de emisión, pero eso también les ha abierto la posibilidad de crear un contenido digamos, más adulto, “menos Disney”.

Y así arranca el episodio, con muchísima acción, explosiones, olor a goma quemada, sangre y fuego. Nos encontramos a Skye, ahora Quake (como en los comics), persiguiendo a unos ladrones. De repente, aparece a lo lejos un Charger negro, que inmediatamente identificamos con el que va a ser protagonista, al menos, del inicio de esta temporada, si no de toda, Ghost Rider. Vemos cómo masacra a éstos ladrones y huye con uno de ellos. Quake no puede mas que mirar la escena prácticamente inmóvil. Pero, ¿por qué ella actúa sola ahora? ¿Por qué huye de SHIELD? Son incógnitas que seguro se desvelarán más temprano que tarde.

mack-y-coulson-son-companeros

Mientras, en el Zephir One, Coulson y Mack juegan una partida de backgammon (ay cuánto echo de menos Lost…). Un agente les interrumpe para avisarles de que deben volver a la base, tras tres semanas en el aire. Y aquí comenzamos a ver las consecuencias de ese cambio que ha afectado a todo el equipo, tras todo lo vivido en la tercera temporada. SHIELD ya no es lo que era, ya no es un grupo encubierto y ha vuelto a ser de conocimiento público, lo cual podría ser un motivo por el que Coulson ya no es el director, para preservar su anonimato ante los que le creen muerto desde la unión de los Vengadores.

Cuando llegan a la base, se encuentran con May, quien se ha hecho cargo de un nuevo grupo de reclutas, su particular fuerza de asalto. Ella les informa de un posible avistamiento de Quake, aunque lo hace a espaldas de la dirección y bajo la responsabilidad de Mack y Coulson. En el laboratorio, también notamos diferencias, además de muchísimos más científicos, Fitz y Simmons experimentan con nuevas tecnologías, incluso parece que ayudados por ideas del Dr. Radcliffe. Cuando se juntan con sus ex compañeros, se nota cierta distancia y morriña de tiempos mejores.

el-equipo-de-shield-ya-no-esta-unido

De vuelta con Quake, la vemos acudir al hospital para interrogar al único superviviente del ataque del Motorista Fantasma, quien ni siquiera quiere ofrecerle ninguna pista, asegurando que su alma está condenada. Cuando llega la policía, el testigo está muerto y Quake debe huir. Mack y Coulson, antes de ir a investigar el avistamiento de Quake, hacen una pequeña parada, para pasar lista a uno de sus activos inhumanos, YoYo. La colombiana refuerza la idea de que entre ella y Mack hay y debe haber mucho más que compañerismo en el trabajo. ¿Estaremos ante los nuevos Bobbi y Hunter? Lo que el grandullón no sospecha, es que YoYo está jugando a dos bandas, ya que en secreto se reúne con Skye en un autobús, para informarle de los movimientos de SHIELD. Hay más lealtad en ese grupo ya extindo de Guerreros Secretos de la que cabría esperar.

Aunque por el camino, vemos al Ghost Rider interrogar al ladrón que se llevó, en busca de pistas, descubriendo por el camino que la mafia china anda metida de por medio, la siguiente escena es de lo que más me ha gustado del episodio. Fitz llega a casa de Radcliffe, a ver un inocente partido de fútbol, cuando de repente aparece una mujer desnuda, saludándole. Se trata de Aida, una inteligencia artificial a la que el buen doctor ha estimado dotar de un cuerpo físico, y emociones. Entra en ese momento el debate de si lo que ha hecho está moral y legalmente bien. Finalmente, tras tener incluso unas palabras con ella, donde le asegura que no está programada para matar, decide aceptar la obra de Radclifffe y ayudarle a perfeccionarla. Pero en serio, yo lo veo a la legua. Se va a torcer, en algún momento esa inteligencia acabará yendo en su contra. ¿Alguien ha dicho Ultrón 2.0?

radcliffe-nos-presenta-a-aida

En la base, Simmons se entera de que May les ha chivado información sobre Quake a sus compañeros, y como ahora tiene mucha más autoridad, incluso por encima de Melinda, la abronca y le ordena que vayan a por ellos. Pero, ¿dónde están Mack y Coulson? Siguiendo la pista de lo que robaron los ladrones del inicio del episodio. Una caja que han guardado en un camión. Cuando ellos y varios agentes de apoyo rodean el edificio, contemplan la escena de la llegada de los líderes de esa mafia china, quienes abren la caja. Es difícil explicar lo que sucede a continuación. Una especie de niebla sale de ella, impacta a los presentes, y una especie de fantasma (es lo más aproximado que se me ocurre en este momento) los hace enloquecer. Cuando llegan May y su equipo, ella misma parece verse afectada por este fantasma, como veremos al final del episodio.

Volviendo de nuevo a la acción, Quake ha encontrado por fin el coche que buscaba y a su piloto, Robbie Reyes. Cuando se da cuenta de quién es, el motorista fantasma, comienza una pelea en la que, sinceramente, ella ha aguantado más de lo que esperaba, hasta que Robbie se transforma en Ghost Rider. Uno de los momentazos que deben ser recordados de la serie. Por lo bien hecho, por recuperar un personaje mítico de Marvel, hacerlo bien y dejarnos la puerta abierta a un montón de tramas verdaderamente interesantes. Finalmente, con Robbie ya transformado (el momento de convertirse en Ghost Rider es espectacular) Quake no es rival y aunque le ruega que acabe con ella, incluso diciéndole que lo merece, éste le perdona la vida. Para los no iniciados en Marvel, Ghost Raider posee una especie de poder, por el que puede ver el alma del que le mira a los ojos, e imponerle castigo, su particular “Mirada de Penitencia”.

dura-batalla-entre-ghost-rider-y-quake

Para el final, nos reservamos dos sorpresas, la primera, que ya sabíamos los lectores de Marvel, es que Robbie tiene una familia, un hermano pequeño en silla de ruedas del que cuida. Su motivación. Su, como dice Quake, “algo a lo que aferrarse”. Lo que no me ha gustado de esta escena, quién hace de su hermano, no es otro que Lorenzo James Henrie, más conocido como Chris Manawa en Fear The Walking Dead. Lo siento, pero no puedo con él. Ojalá me quite la razón, pero en el spin-off de TWD ha conseguido sacar de sus casillas a legiones de fans, entre los que me incluyo.

La última escena, nos muestra de nuevo a Coulson jugando al backgammon, en este caso con May, quien en un momento de la conversación la vemos confundida por ver a su compañero con los ojos y la boca fundidos en negro, como un fantasma. Es un efecto, como ya vimos con los chinos, de “lo que sea que haya salido de la caja”. Y por si no fuera poco, May le avisa a Coulson de que el director de SHIELD quiere verle. Pero eso será en el próximo episodio de Agents of SHIELD, titulado “Meet the new boss” (Conoce al nuevo jefe).

Como me suele pasar con esta serie, el episodio se me ha pasado volando pero ¿y a vosotros, que os ha parecido?


La Frase

Agente Coulson: ¿Quién sabe lo que nos depara el mañana?

La Imagen

Vimos su silueta en la finale de la tercera temporada de AoS. Ahora por fin conocemos a Aida. La pregunta es, ¿será un nuevo Ultrón?

aida-sera-la-nueva-ultron